#4 Desmontando mitos: Inteligencia Artificial (IA)

La creciente necesidad de aumentar la productividad laboral ha generado el desarrollo del Cloud, Internet de las Cosas (IoT), Big Data, la Ciberseguridad y la Inteligencia Artificial (IA), entre otras tecnologías. Aunque sin duda, la gran protagonista del mundo tecnológico actual es esta última, ya que, sin ella, muchos procesos automáticos de los que hoy en día disfrutamos no serían posibles. 

Sin embargo, como cualquier otra tecnología, el aumento de su popularidad ha dado lugar a conceptos erróneos que deben corregirse, leyendas urbanas y otros mitos que resultan ser falsos. Por ello, en este artículo vamos a intentar arrojar un poco de luz y desmitificar las falsas creencias que giran en torno a la Inteligencia Artificial

La Inteligencia Artificial (IA) 

La Inteligencia Artificial (IA) es, sin duda, el presente y el futuro de la tecnología. Pero ¿en qué consiste exactamente esta tecnología y cómo influye en nuestras vidas? La Inteligencia Artificial es la habilidad que posee una máquina de simular las mismas capacidades que los seres humanos, como el razonamiento, el aprendizaje, la creatividad y la capacidad de planear. Permite que los sistemas tecnológicos perciban su entorno, se relacionen con él, resuelvan problemas y actúen con un objetivo específico. La máquina recibe datos, los procesa y responde a ellos. 

Los sistemas de Inteligencia Artificial son capaces de adaptar su comportamiento en cierta medida, analizar los efectos de las acciones y trabajar de forma autónoma. Los avances tecnológicos, la disponibilidad de enormes cantidades de datos y los nuevos algoritmos han permitido que se den importantes avances de IA en los últimos años. Así pues, en la actualidad encontramos infinidad de aplicaciones de la Inteligencia Artificial en nuestro día a día, como, por ejemplo: 

  • Compras por internet y búsquedas en la web

La IA se utiliza para crear recomendaciones personalizadas para los consumidores basadas, por ejemplo, en sus búsquedas y compras previas o en otros comportamientos en línea. Además, los motores de búsqueda memorizan los datos que proporcionan los usuarios para ofrecer resultados de búsqueda relevantes. 

  • Asistentes personales digitales 

Los smartphones usan la Inteligencia Artificial para ofrecer un producto lo más personalizado posible. El uso de los asistentes virtuales o chatbots que responden a preguntas, dan recomendaciones y ayudan a organizar las rutinas de sus propietarios es cada vez más común. 

  • Casas y ciudades inteligentes 

Todos los hogares están avanzando tecnológicamente a pasos de gigante. La IA permite crear un entorno inteligente capaz de percibir lo que sucede en su interior y exterior a través de sensores, detectando y después actuando, dependiendo del caso que se registre, como abrir y cerrar puertas y ventanas, apagar o encender luces, bajar o subir persianas, controlar la calefacción, etc.  

  • Ciberseguridad 

Los sistemas de Inteligencia Artificial permiten reconocer y luchar contra los ciberataques y otras amenazas online basándose en los datos que reciben continuamente, reconociendo patrones e impidiendo los ataques.  

  • Lucha contra las Fake News 

Algunas aplicaciones de la IA detectan noticias falsas al extraer información de las redes sociales, buscar palabras sensacionales o alarmantes e identificar qué fuentes online están autorizadas y cuáles no. 

Desmontando mitos sobre la Inteligencia Artificial 

Si bien la Inteligencia Artificial tiene muchas aplicaciones para el día a día, también son muchas las personas que sienten reparo al oír hablar de ella. De esta confusión han surgido una serie de falsas creencias alrededor de la IA que, a continuación, vamos a enumerar: 

Mito 1. La IA reemplazará el trabajo realizado por humanos y les despachará de sus puestos 

FALSO. En general, la tecnología no se ha creado para sustituir la capacidad humana, sino para complementarla. De la misma manera, la IA aumentará la forma en que las personas completan su trabajo en tareas como extraer y analizar datos para agilizar la toma de decisiones en tiempo real. Así, los empleados podrán centrarse en tareas que, de forma obligatoria, requieren de su intervención. 

Mito 2. IA solo es accesible para grandes organizaciones con muchos recursos 

FALSO. Existe la creencia, sobre todo entre pequeñas y medianas empresas (PYMES), de que la Inteligencia Artificial solo pueden implementarla las grandes organizaciones. Este es sin duda uno de los mayores mitos, puesto que cada vez existen más herramientas y técnicas accesibles, potentes y asequibles que pueden ayudar a mejorar el rendimiento de su empresa, independientemente del tamaño. 

Mito 3. Las tecnologías de IA son difíciles de adoptar porque son muy complejas 

FALSO. El gran abanico de opciones que existe actualmente para poner en marcha sistemas de Inteligencia Artificial hace que esto sea extremadamente fácil y rentable para cualquier organización. Una inversión razonable para aprovechar al máximo sus beneficios. Además, al contrario de lo que muchos piensan, la dificultad está en el cambio de mentalidad, es decir, pasar de una mentalidad basada en expertos a una mucho más dinámica y orientada al aprendizaje. 

Mito 4. Los datos pueden convertir la IA en un sistema incluso más inteligente que los humanos 

FALSO. La Inteligencia Artificial puede ser tan inteligente como la programemos, pero lo que está claro es que, sin humanos, no habría IA. La tecnología IA no es capaz de crearse, motivarse o sacar conclusiones por sí misma. Por ello, sin la conciencia y la comprensión de los humanos, la IA no puede ser útil. 

Mito 5. Cuantos más datos tengamos a nuestra disposición, mejor funcionará la IA 

FALSO. No es necesario almacenar grandes cantidades de datos para conseguir la mejor Inteligencia Artificial, lo importante es tener datos de calidad, relevantes y donde prime la diversidad. El mismo ejemplo de datos repetido mil veces no mejora la precisión de un modelo predictivo como lo es la IA. 

Las falsas creencias sobre la futura Inteligencia Artificial no deberían influir en nuestra opinión. La Inteligencia Artificial actual presenta múltiples ventajas y existe para mejorar todos los ámbitos de la vida, especialmente el laboral. Desde AURA, esperamos que gracias a este artículo haya podido despejar sus dudas respecto a esta tecnología, pero recuerde: la Inteligencia Artificial ha llegado para liberarnos de tareas repetitivas y permitirnos dedicar nuestro tiempo a lo que realmente importa.  

Jessica Mauro
jessica.mauro@auraquantic.com